domingo, 15 de julio de 2018

CUAL ES EL MEJOR TRATAMIENTO PARA LINFEDEMA - Arte de la buena gestión en linfedema - Conceptos contemporaneos




El mejor tratamiento de primera opción para linfedema, considerado como el "Tratamiento Estándar de Excelencia" (Gold Standard) por la Sociedad Internacional de Linfología, se conoce como Terapia Descongestiva Compleja (TDC). Este tratamiento fisioterapéutico conservador y especializado, es altamente eficaz y se ha utilizado durante décadas, con pocos o ningún efecto secundario para la reducción y el mantenimiento del linfedema.





El tratamiento también se denomina Terapia Descongestiva Completa. Consiste en un programa de dos fases, el intensivo y de mantenimiento, que combina drenaje linfático manual, vendajes multicapa, prendas de compresión, cuidado de la piel y ejercicio. Su éxito depende de que debe ser administrado, por un Fisioterapeuta Certificado con experiencia. La TDC se considera generalmente segura, sin embargo hay algunas contraindicaciones, y es por lo cual los pacientes deben consultar con su médico antes de comenzar el tratamiento. 

Después del tratamiento inicial (Fase 1), que se aplica diariamente y dura varias semanas, se pasa luego al tratamiento de mantenimiento (Fase 2). En esta segunda fase que es de larga duración, al paciente se le enseña auto-vendaje de mantenimiento, auto-cuidados básicos de la piel, y la práctica de ejercicios.

De ninguna manera debe este tratamiento altamente especializado, ser sustituido por tratamientos de reducción de edemas, llevados a cabo por personas no especializadas o por los propios pacientes. La ISL (Sociedad Internacional de Linfología) advierte en su documento de consenso internacional, que el "auto-vendaje" para la reducción de edemas puede producir graves complicaciones. También hay poca evidencia científica robusta para apoyar el "auto-drenaje" (SLD: siglas en inglés), para la reducción de edemas linfáticos.


Por otro lado, el tratamiento consistente en el uso aislado de presoterapia neumática secuencial intermitente (PNSI), sin drenaje linfático manual aplicado previamente por un fisioterapeuta certificado, puede igualmente ser perjudicial para los pacientes. La presoterapia puede efectivamente reducir edemas, pero en el caso de linfedema, únicamente drena la parte líquida y no de igual manera las proteínas y su concentración progresiva puede favorecer el desarrollo de fibrosis. Según el Documento de Consenso Internacional de la ISL, hay que hacer también una observación meticulosa, para evitar un posible desplazamiento de edema en la extremidad o zona genital. Lea más sobre este punto aquí.

Hoy en día se debe tener mucha precaución con la nueva terminología que se está utilizado, para definir el tratamiento del linfedema, como puede ser el uso del término Terapia Linfática Descongestiva (TLD), que no es lo mismo que la Terapia Descongestiva Completa (TDC). Leamás sobre la diferencia de los términos aquí.


Referencias:
(En Inglés)
























 PINCHA SOBRE TEXTO 
PARA VER INFORMACIÓN SOBRE 
INCIDENCIA Y PREVALENCIA 
DEL LINFEDEMA






















Print this post